Beneficios del yoga para embarazadas

Beneficios del yoga para embarazadas

Durante el embarazo, la futura mamá experimenta enormes cambios en su cuerpo y en su mente, toma conciencia de la vida que se gesta en su interior y de su propio cuerpo. Los beneficios del yoga para embarazadas mejoran el estado físico y psicológico de la futura mamá ayudándole a aumentar su flexibilidad y estado físico, pero también a entrar en armonía con su cuerpo y con la vida que lleva dentro.

El yoga brinda a la embarazada una confianza especial en su cuerpo, lo cual es esencial para afrontar el parto de la mejor forma. El yoga oficia como una herramienta de conocimiento y conexión con el cuerpo y brinda la relajación tan necesaria para la embarazada, además de prepararla para el gran desgaste que supone todo el proceso de la gestación y el alumbramiento.

La relajación que promueve el yoga permite aumentar la flexibilidad, con lo que disminuyen las tensiones musculares y articulares durante el trabajo de parto.

Es muy importante que antes de practicar yoga durante el embarazo, al igual que cualquier otro ejercicio, consultes con tu obstetra, pues él es el único en condiciones de determinar si estás apta para este ejercicio y recomendará el tipo de ejercicios que debes hacer.

También debes tener el asesoramiento de un experto que te enseñe los ejercicios adecuados a cada momento del embarazo.

Beneficios del yoga para embarazadas

Algunos de los beneficios del yoga para embarazadas

• Oxigenación: mejora la respiración aumentando en caudal de oxígeno en sangre para el feto. También ayuda a liberar tensiones musculares.

• Elasticidad: muchas posiciones del yoga aumentan la elasticidad de la zona perineal, la encargada de permitir la salida del feto, por lo que disminuyen los dolores de las contracciones.

• Postura: el yoga permite corregir la posición lumbar característica del embarazo, distribuyendo mejor el peso y estirando la espalda.

• Tono muscular: los estiramientos fortalecen los músculos.

• Relajación y digestión: el yoga ayuda a relajarse y disminuir el estrés, por lo que también favorece la digestión, un proceso muy comprometido durante el embarazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*